Diputada y pastora Flordelis dos Santos detenida por el asesinato de su esposo.


La diputada federal brasileña Flordelis dos Santos, de 59 años, ha sido formalmente acusada este lunes de ordenar el asesinato de su marido, acribillado el año pasado en su casa de Río de Janeiro donde la pareja vivía junto a la mayoría de sus 55 hijos, cuatro biológicos y el resto adoptados.
-
-
La policía sostiene que la parlamentaria, que es también pastora evangélica, encargó a sus hijos que mataran al padre como punto final de la lucha por el poder y el dinero en la Iglesia que fundaron juntos. Siete hijos de la pareja -cuatro hombres y dos mujeres- figuran entre los detenidos, de los cuales, cuatro eran hijos adoptivos y tres biológicos. Una nieta de los pastores también fue presa este lunes por las autoridades.
-
-
La diputada ha sido formalmente acusada y detenida pero no irá a prisión preventiva porque tiene inmunidad parlamentaria. La Policía dijo que remitirá a la Cámara de Diputados copia de la investigación para la adopción de las medidas administrativas pertinentes que podrían derivar en la destitución de la parlamentaria para que responda del delito en prisión.
-
-
La diputada ha sido formalmente acusada y detenida pero no irá a prisión preventiva porque tiene inmunidad parlamentaria. La Policía dijo que remitirá a la Cámara de Diputados copia de la investigación para la adopción de las medidas administrativas pertinentes que podrían derivar en la destitución de la parlamentaria para que responda del delito en prisión.
La viuda y los hijos siempre fueron los sospechosos prioritarios aunque ella sostuvo que el asesinato fue obra de un ladrón que se coló en la casa y todos participaron compungidos en el entierro. Pero los policías pronto descubrieron innumerables contradicciones entre las versiones de unos y otros.

 

Crónica de un crimen

Anderson do Carmo, de 42 años, recibió 30 balazos en el garaje de su casa tras llegar con su esposa de un evento religioso. Era junio de 2019. Ambos habían ofrecido hasta entonces una imagen armoniosa.
Inmediatamente después del asesinato, dos de los hijos fueron encarcelados. Uno de ellos, detenido en el velatorio de su padrastro tras ser acusado de apretar el gatillo, confesó el crimen; el otro fue arrestado por conseguir la pistola.
La recién concluida investigación indica que Flordelis, como es conocida en Brasil, intentó matarle al menos cuatro veces más con la complicidad de parte de algunos de sus hijos. Afirma la policía que la diputada recurrió al crimen con arma de fuego para deshacerse de su esposo tras haber intentado envenenarlo en varias ocasiones con la complicidad de algunas de sus hijas, que buscaron en Internet cómo hacerlo. Hay 11 detenidos en el caso.
Terminaba así violentamente la historia en común de esta pareja que a lo largo de los años había construido una familia inmensa con la adopción de niños y adolescentes vulnerables, una Iglesia, el Ministerio Flordelis, y una carrera política que culminó al conseguir ella un escaño en la Cámara de los Diputados por un partido que este mismo lunes la ha expulsado.

Una historia de hadas con final de terror

La pastora-diputada, criada en una favela carioca, se hizo famosa en los noventa cuando adoptó a 37 niños que habían sobrevivido a una matanza en la Estación Central de Río. Eso fue antes de conocer al pastor Do Carmo.
Ella tenía una larga carrera en la que inspiró una película sobre su vida y ganó un disco de oro como cantante de gospel. El matrimonio ofrecía una imagen idílica cara al exterior.
Como antes se mencionó el origen de la disputa que acabó en un espeluznante crimen y destruyó la familia es, según los investigadores, que Do Carmo tenía el control absoluto de las finanzas de la iglesia. La pareja dirigía al menos tres templos en dos ciudades cercanas a Río de Janeiro. Estas Iglesias evangélicas mueven enormes cantidades de dinero.
También estaba a su cargo una obra social de enorme peso, el Ministerio Flordelis, que tras el asesinato sigue operando pero bajo un nuevo nombre, Comunidad Evangélica Ciudad de Fuego.
Además de poder económico y social, tenían una notable influencia política en la zona debido a que Flordelis fue elegida diputada por el Partido Social Democrático (PSD, conservador) en 2018.

No hay comentarios.